CONSEJOS

En esta sección de nuestro blog daremos consejos para el día a día de una persona con celiaquía y para su familia. 


Comer sano y seguro

Desgraciadamente el gluten se encuentra en gran parte de los productos que consumimos a diario en nuestro hogar, lo cual puede contaminar la comida de un familiar celiaco ocasionándole problemas tales como fatiga, pérdida de peso, hinchazón, gases, diarrea o estreñimiento. Es por ello que una correcta manipulación de los alimentos y la limpieza es imprescindible para evitar dichos problemas.

En la cocina:

Es importante que los elementos con gluten no estén al lado de los libres de gluten ni encima de ellos en una estantería. Esto podría contaminar los productos dañando a la persona con celiaquía. Además, es recomendable usar diferentes superficies de la cocina si pretendemos cocinar alimentos no aptos para celiacos y otros sin gluten para un miembro de la familia con celiaquía, ya que por mucho que limpiemos la superficie pueden quedar trazas capaces de dañar el intestino de un celiaco. Todo ello hace imprescindible una buena higiene en la cocina y al mismo tiempo emplear distintas superficies y utensilios para trabajar con los alimentos. El empleo de tablas de cortar marcadas son un buen recurso en toda cocina con estas necesidades, por lo que se recomienda tener una especial para el pescado, otra para carne etc (todas ellas exclusivamente para preparar la comida de la persona con celiaquía). En cuanto al resto de elementos, se deben sustituir por utensilios de silicona aquellos que son de madera debido a que por su porosidad pueden quedar restos de gluten que pueden contaminar alimentos durante la preparación de la comida. 

Para el uso de electrodomésticos como el horno, microondas o tostador, son muy útiles unas bolsas especiales para cubrir los alimentos en ellos. De esta manera no tocan la superficie contaminada por el gluten de otros alimentos sin la necesidad de tener otros electrodomésticos reservados para cocinar a parte la comida del miembro de la familia con intolerancia al gluten. Actualmente muchas familias para evitar problemas de contaminación cruzada han tenido que gastar más dinero en adquirir electrodomésticos para uso exclusivo del miembro de la familia con celiaquía, lo que supone un gran esfuerzo económico y un desperdicio de recursos. Estas bolsas son la solución ideal para ese problema.

¿Cómo guardar la comida si la quiero llevar al trabajo o al colegio?

Una vez hemos terminado de cocinar, tendremos que guardar de forma segura las sobras o empaquetarla si la queremos llevar al colegio o a la oficina evitando toda contaminación. Para ello recomendamos usar papel de cera de abeja para proteger los alimentos contribuyendo además al cuidado del medioambiente.


Consejos para viajar

Viajar se ha convertido en una de las actividades favoritas para mucha gente. Ya sea viajar en familia, con amigos, en pareja o en solitario, resulta algo interesante y una oportunidad para aprender, acumular nuevas experiencias y desconectar de la rutina. Para que podamos optimizar estos momentos especiales conviene tener en cuenta una serie de cosas de tal manera que no tengamos preocupaciones y podamos de verdad disfrutar sin miedos.

En primer lugar, conviene informarse del destino y no dar por hecho que las cosas funcionan de la misma manera que en tu país. Si en España una cadena de restaurantes ofrece una amplia gama de productos sin gluten, no podemos dar por hecho que en otro país esa misma cadena también lo haga, por lo que para evitar riesgos innecesarios o pérdida de tiempo buscando restaurantes, debemos informarnos antes sobre estos detalles. Lo puedes hacer por internet visitando la página web de la cadena en cuestión, mirando restaurantes gluten free por la zona o directamente visitando la asociación de celiacos nacional del país al que vas a viajar. Recomendamos encarecidamente prestarle atención a esto porque puede ahorrar mucho tiempo una vez te encuentres ya en el extranjero.

Una alternativa a comer fuera es preguntar en el hotel en el que vas a hospedarte si tienen una opción celiaca en el menú. Cada vez son más los hoteles que diseñan menús especiales para clientes con intolerancia a ciertos alimentos, por lo que localizar uno que ofrezca este servicio puede eliminar totalmente el problema. Para evitar malentendidos o cualquier problema, es mejor llamar directamente al hotel y preguntar con los responsables sobre el menú.

En tercer lugar, recomendaos tener un plan B por si el restaurante que habías encontrado previamente en internet está cerrado, no hay mesas ha surgido cualquier tipo de percance. Nunca sabemos a ciencia cierta que puede pasar, y como hemos comentado al principio, no es buena idea dar nada por sentado y menos si estamos lejos de nuestra casa. Hacer una pequeña lista con dos o tres opciones es lo mejor que puedes hacer cuando planifiques un viaje, y esto lo podemos extender también a otras cuestiones como los monumentos o museos que quieres visitar. En general es buena idea temer opciones siempre.

En cuarto lugar, si no termináis de estar tranquilos o de confiar en algunas opciones gluten free que habéis investigado previamente por internet y en el hotel no os pueden ayudar, recomendamos alquilar un piso con cocina para que vosotros mismos os preparéis la comida. Muchas veces puede ser incluso más económico que un hotel y vais a ser plenamente conscientes de los alimentos que consumís. En este caso, conviene revisar en internet si los alimentos que normalmente compráis para tener en casa existen también en el destino al que vais a viajar y en que supermercados o establecimientos. los vais a poder adquirir.

Finalmente, no pienses que sólo existen alimentos con gluten y sus versiones sin gluten. Existen miles de alimentos que de forma natural no lo contienen y por tanto, hay una lista enorme de recetas que puedes comer sin problema alguno. Lo importante es tener claro que puedes comer y que no y eso hace recomendable llevar una lista de alimentos que sean gluten free para evitar cualquier despiste o riesgo.

En nuestro blog dentro del apartado "Evitemos la desinformación" mostramos una carta en diferentes idiomas por si en el lugar en el que nos encontramos de vacaciones tenemos problemas con el idioma para informar de que somos celiacos en los restaurantes. 

Dieta equilibrada

A menudo muchas personas piensan que la celiaquía elimina toda posibilidad de llevar una dieta equilibrada, saludable y rica. Esto es completamente falso y menos a día de hoy gracias a las muchas alternativas que han ido surgiendo en el mercado y a la cantidad de recetas gluten free que existen.

Por otro lado, es un hecho que debido a las restricciones dietéticas los cereales han sido eliminados, y por tanto, la dieta del colectivo suele presentar un déficit en fibra, hierro, calcio, tiamina, riboflavina, niacina y folato. Al mismo tiempo que presentan generalmente un exceso de proteínas y grasas debido principalmente a que algunos alimentos que sustituyen a los tradicionales con gluten son ricos en estos nutrientes. Esto no es sano y puede contribuir a problemas intestinales como el estreñimiento, tener menos vitalidad etc. Bread Free mediante su innovador proceso de producción pretende erradicar este problema ya que mediante un tratamiento de los cereales logra eliminar el gluten permitiendo a los celiacos consumir alimentos con cereales adquiriendo así todos sus nutrientes.

En este blog ponemos a vuestra disposición una serie de recetas sencillas y muy ricas para disfrutar al máximo.



Próximamente...

RECETAS